Boca quiere refuerzos de cara a los 8vos de final de la Copa Libertadores. El Xeneize se mide ante Nacional de Uruguay el DT fue claro: necesita inorporaciones de mitad de cancha para adelante para tener un plantel competitivo de cara a la gran obsesión.

Al Xeneize le ingresarán una buena cantidad de dólares en el mercado. Es cuestión de horas que se concrete la venta de Alan Varela al Porto. Además, también se daría la transferencia de Mateo Retegui al fútbol italiano. Entre ambas operaciones, a las arcas del club entarían cerca de 20 millones de dólares.

Pero, además, desde el club analizan aprovechar a algunos de los jugadores del plantel que perderán lugar para utilizarlos como moneda de pago en caso de que quieren cerrar algún refuerzo que ‘cambie la ecuación’ dentro de las posibilidades que se barajan en el fútbol argentino.

Lo sorpresivo es que son dos futbolistas que supieron ser titulares con Jorge Almirón. Uno de ellos, jugó los primeros partidos pero rápido perdió su lugar. El otro, en cambio, fue una fija durante todo el semestre. Se trata de los laterales Marcelo Weigandt y Agustín Sandez.

Fue el periodista Augusto César quien aseguró en Radio Continetnal: “Boca va a proponer a Marcelo Weigandt y Agustín Sandez en alguna negociación, pueden ser moneda de cambio en caso de que Boca busque cerrar una figura de categoría” .